lunes, 30 de julio de 2012

LET YOUR BODY DRIVE

Hi Folks,

A estas alturas del año ya el cuerpo empieza a tener las baterías al mínimo así que le puedo pedir mucho más de lo que rindió ayer en la carrera. Como titulo la entrada deje el cuerpo en piloto automático y deje que condujese solito hasta la linea de meta. 

El tiempo final fue en mi reloj de 1:44:55 (ya veré lo que dice el chip pero creo que unos 30-40 segundos menos), a unos cinco minutos el kilómetro aproximadamente. No esta mal, pero pudo ser mejor de no ser por una falta de previsión tanto de los organizadores como mía. La cuestión es que la carrera tuvo una buena participación con unos 1000 corredores para el medio y 140 para el completo, todos ellos saliendo a la vez por un sendero, y cuando digo sendero es a eso a lo que me refiero, de no mas de 3 metros de ancho y para colmo cuesta arriba, con barro y con arboles y arbustos a los lados... un embudo en toda regla. 

Cierto es que pude, pudimos (corrí con Fran e Ivan) ponernos más adelante pero no conocíamos el recorrido y la salida no daba a pensar que justo al doblar la esquina fuese así el recorrido, Para la próxima ya lo sabemos. Resultado de esto, el primer kilómetro 8 minutos y el segundo casi 7, es decir 5 minutos perdidos y ritmo perdido ( no encontrado) hasta salir del bosque en la milla 2 (3,2km). A partir de entonces un recorrido precioso y piloto automático.

Con lo cual el resultado podría haber estado en torno a 1,39 o 1,40. Contento con las sensaciones, acabe fresco y durante la carrera adelanté a muchos corredores sin que nadie me adelantase, algo que para lo que llevo en el cuerpo y la pinta de "profesionales" que algunos se gastaban creo es para dar por bueno el resultado.

Ahora a pensar en la próxima dentro de 5 semanas y luego un break antes de empezar el nuevo plan en octubre.

Felicitaciones a Ivan (centro) por su tiempazo de 1:46:30 tras 5 años sin correr un medio y a Fran (Izquierda) que llevaba un mes sin entrenar y lo hizo en 1:53:30 (tiempos aprox por lo que comentamos)


Y gracias a Evan y Jenny por su apoyo en la linea de meta una vez mas.

Ana aterrizaba en Edinburgh en el mismo instante en el que yo cruzaba la linea de meta... al final los pilotos automáticos funcionaron bien...

Un saludo y buena suerte